Los textos e imágenes del blog pertenecen al autor del mismo, salvo que se cite expresamente lo contrario.

martes, 13 de octubre de 2009

Desmemoria de pez

El lago (Madrid, 2009)
.

nos amamos ... aún y a pesar
.................................... hondos
los zarpazos ... secretos ... fulminantes
como estas manos peces que aletean
por su pan miserable en el estanque
mínimo
......... si olvidamos ..... no habrá cauce
........ que pueda contenernos
.............................. ni habrá escombro
........ capaz de mutilarnos
.

11 comentarios:

Jesús Arroyo dijo...

Amigo Julio:
Si la musa del Retiro (en el Retiro hay una musa, que lo sepas) te ha llegado de esta manera, trasladándose a la Casa de CAmpo, no ha llegado muy cansada del viaje. Madre mía, pedazos de versos estos de "si olvidamos no habrá cauce // que pueda contenernos // ni habrá escombro // capaz de mtilarnos"
¿¿¿Y si me la mandas, de nuevo, al Retiro???
Abrazos.

Emilio dijo...

Dicen que los peces tienen poca memoria... dicen.

De vez en cuando no viene mal un poco de olvido.

Saludos

Bichita23 dijo...

Indispensable olvidar cuando aún así se ama, no hay otra manera..
Estupenda foto

Amparo dijo...

pues la realidad es esa, me temo, olvidarlo todo
por mucho que tu poema intente agarrarse
a cualquier
clavo

Claude Lacombe. dijo...

Fogonazos de azul sobre fondo verde. Matisse en la casa de campo.

veridiana dijo...

También podría ser Kandinsky.

Arturo dijo...

Manos peces que aletean hacia la superficie. ¿Saben que junto a la luz ansiada está el aire prohibido?

Olga B. dijo...

Eh, unos cuantos días sin pasar por aquí y me encuentro un poema de amor o desamor, quién sabe qué es qué (...hondos/ los zarpazos secretos fulminantes) y mis Caricias colgadas en tu tablón de anuncios. Qué honor estar aquí. Mil gracias, Julio.
Te envío el libro enseguida, que quiero que lo leas entero...
Un beso.

Angus dijo...

Palabras sutiles... como zarpazos de oxígeno.

Anónimo dijo...

Mediocre.

Julio Castelló dijo...

Corto.