Los textos e imágenes del blog pertenecen al autor del mismo, salvo que se cite expresamente lo contrario.

miércoles, 16 de diciembre de 2009

El cisne de Rubén ha muerto

.
Lírico pecio (pantano de Valmayor, El Escorial, 2009)



aprendí a caminar bajo las aguas
profeta de la propia sequedad
.
intravenosa
.
.............. hallé una vida insólita
pujante y solitaria ..... junto al hielo
.
.
no me reconocí
.

8 comentarios:

Claude Lacombe. dijo...

O donde se demuestra que la poesía se encuentra a la vuelta de cada esquina.

Clandestina dijo...

me ha entrado un frío eléctrico

s7 dijo...

¡Madre mía! Qué barbaridad.

gloria dijo...

¡ Qué estoico !


¡¡ Feliz Navidad!!

Julio Castelló dijo...

Y yo que lo veo epicúreo..., buscando el placer hasta en la adversidad... ;-)

Arturo dijo...

¡¡¡¡!!!! Tienes un bisturí infalible en la mirada y las palabras.

Amparo dijo...

¿Epicúreo? A mí, nada más verlo ( y leerlo), me ha dado un pasmo, belleza aparte.
Parece haber muerto en acto de servicio, en plena conversión o de improviso.

Saludos más fríos aún.

veridiana dijo...

Parece un guión de Alan Moore.

Diversión en estas Fiestas.